La mejor fiesta de la imaginación tiene nombre propio y cada año se reinventa: Carnaval de La Bañeza


Con casi tres horas de duración, sesenta grupos participantes más muchísimos carnavaleros de los que hacen la fiesta a su manera, poniendo un sinfín de notas de humor y de color, el desfile del martes volvió a dejar patente que a pesar de la crisis y del mal tiempo que puedan amenazarnos, la mejor fiesta de la imaginación se reinventa cada año, tiene un nombre propio y ya no hay quien la pare: el Carnaval de La Bañeza.

El desfile en el que Elena Mielgo se estrenó como Musa del Carnaval, presidiendo un cortejo en el que los grupos pusieron de largo sus mejores galas, contó este martes, 12 de febrero, con una marea de espectadores como público y con carnavaleros de todas las edades desfilando en un gran o pequeño grupo o haciendo disfrutar al mirón con una importante dosis de buen humor.

Los que van por libre…

Así, en La Bañeza no podían faltar originales propuestas de sustitutos para ocupar la silla de Pedro en el Vaticano, un viejo roquero ‘de los que nunca mueren’ o unos curiosos reporteros de televisión junto a un Spiderman anciano. Entre otros, un insólito cocinero del Bar-Cenas, dos representantes de “Embutidos Urdamanguín”, Eduardo Manostijeras, el ‘Trapajero’, una ‘operadora’ de la línea erótica ‘La Bella y la Bestia’ formaban parte de la juerga de quienes hacen el carnaval por libre.

…Y los grandes grupos

En cuanto a los grupos, las cabareteras, indios, marineros, personajes del Oeste y de cuentos, muchos esquimales, unicornios, brujas, chinos, leñadores, tunos, indígenas, piratas, pastores, reinas de corazones, romanos, policías, frutas, azafatas y pilotos de avión, el muñeco de Bimbo, rocieros, merlines y cortesanas son algunos de los cientos de disfraces que recorrieron las calles bañezanas el martes de carnaval.

Además, entre otros, infinidad de pingüinos, pintores, Tortugas Ninja, la puesta en escena de Abba en concierto, domadores con sus pequeños tigres y leones, la representación del Belén, una montaña rusa muy concurrida, una tribu africana, piratas, egipcios y el popular Wally multiplicado por mil hicieron del desfile una auténtica marea de originalidad en la que una curiosa escenificación de Las Meninas, cuyos personajes vistieron trajes realizados con bolsas de comercios bañezanos, puso una nota sobresaliente de singularidad al desfile.

Ese ‘sentimiento carnavalero’

La capital bañezana cierra mañana, miércoles, con el entierro de la sardina seis días de eventos en los que el mal tiempo ha hecho peligrar algunos de los actos pero que, finalmente, el buen humor, las ganas de disfrutar y esa sensación indescriptible a la que aquí se le llama ‘sentimiento carnavalero’ han hecho que gracias a una organización acertada y comprometida por parte del Ayuntamiento de La Bañeza y a la implicación tanto de los grupos participantes como de los carnavaleros y del público han hecho de la fiesta un evento digno de estar considerado entre los mejores de España.

 

Fuente: iBañeza.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: